Se encuentra usted aquí

Disponible en:Español

Países reafirman la importancia de promover políticas públicas para reducir hambre

La Iniciativa América Latina y el Caribe sin Hambre fue lanzada en 2005 por Brasil y Guatemala, y respaldada por el conjunto de los países de la región. Sus objetivos son erradicar el hambre y la desnutrición infantil, reforzar las capacidades nacionales para llevar adelante políticas públicas y programas de seguridad alimentaria, y garantizar el derecho a la alimentación de sus ciudadanos.

10 de mayo de 2011|Noticia

 

Con un amplio acuerdo sobre la necesidad de legislar y establecer políticas públicas dirigidas a promover y asegurar la seguridad alimentaria y nutricional, finalizó la V Reunión del Grupo de Trabajo de la Iniciativa América Latina y Caribe sin Hambre, realizada entre el 5 y 6 de mayo en Lima, Perú, promovido por la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) y el Gobierno de Perú.

La cita reunió a representantes de 16 países de América Latina y el Caribe, y a exponentes de diversas organizaciones regionales e internacionales. Según el coordinador del proyecto FAO de apoyo a la Iniciativa América Latina y Caribe Sin Hambre, Juan Carlos García Cebolla, se puede percibir que los países “han ido reafirmando la importancia de las políticas de desarrollo social, tanto porque permiten asegurar el acceso a los alimentos como por su influencia en la creación de capacidades básicas”.

García Cebolla también destacó que la agricultura familiar ha ido cobrando mayor importancia en los últimos años, y que muchos países se encuentran construyendo o reforzando los instrumentos de apoyo a este sector. Otra tendencia regional es la creciente participación de la sociedad civil en el desarrollo de las políticas e institucionalidad en los países, y la importancia de fortalecer el mercado de trabajo agrícola y rural para garantizar la seguridad alimentaria.

“La acción pública es fundamental para garantizar la seguridad alimentaria en América Latina y el Caribe, principalmente en el contexto de volatilidad de precios de los alimentos que enfrentamos hoy, y al cual los países se han enfrentado mediante el aumento de políticas de apoyo a la agricultura familiar y producción local de alimentos y el fortalecimiento de los programas de seguridad social para apoyar a los más vulnerables”, agregó el Director de Políticas de la Oficina Regional de la FAO para América Latina y el Caribe, Fernando Soto Baquero.

Las alzas de los precios de los alimentos serán el eje central de dos seminarios organizados por la FAO, CEPAL e IICA, que se llevarán a cabo en junio en Chile y en El Salvador para revisar las alzas y discutir las acciones para limitar sus efectos.

Fuente: Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO).
Ver comunicado de prensa completo.

Obtenga más información en el sitio de la Iniciativa América Latina y Caribe Sin Hambre.